Cómo acabar con la cal de tu mampara

¿Cuántos productos has probado para acabar con la cal?  A diario, la cal del agua y los geles de ducha pueden dejar restos en la mampara. La suciedad expuesta en la misma penetra en el vidrio a través de unos diminutos poros.  Si todavía no has encontrado la fórmula que facilite una limpieza en tu día a día, una mampara con tratamiento hidrófobo puede ayudarte puesto que repele el agua, ya sea una  de carácter convencional o una más innovadora.

Para que puedas apreciar la diferencia y seas consciente a continuación se exponen algunos casos.

Es imposible apreciar a simple vista los micro-poros de cualquier superficie sólida. En los tratamientos más comunes repelentes al agua, los líquidos crean una superficie lisa y uniforme rellenando estos poros. Se trata de productos compuestos por resinas o bien polímeros transparentes que tratan externamente el vidrio de tu mampara. En cuanto a su resistencia a las altas temperaturas y a su durabilidad, lo cierto es que presentan ciertas limitaciones con el transcurso del tiempo.

Súper hidrófobos

Estos tratamientos tienen una elevada repulsión al agua gracias a las nano partículas presentes en su composición. En las siguientes imágenes puedes ver una comparativa del grado de repelencia al agua en función del tipo de superficie.

[av_one_half first av_uid=’av-aenkzp’]

agua-sarten-teflon
Gota de agua al caer en una sartén de teflón. Material hidrófobo.

 

[/av_one_half]

[av_one_half av_uid=’av-8w2zol’]

agua-sarten-teflon-inclinada
Gotas de agua deslizándose sobre sartén de teflón. Inclinación necesaria: casi 70°.

[/av_one_half]

[av_one_half first av_uid=’av-7n8u45′]

agua-metal-super-hidrofugo
Gota de agua rebotando sobre un metal super hidrófobo tratado con láser.

 

[/av_one_half]

[av_one_half av_uid=’av-5bsxol’]

agua-metal-super-hidrofugo-inclinado
Inclinación necesaria: 5°.

[/av_one_half]

 

A continuación, una demostración de cómo un tejido puede volverse impermeable ante cualquier líquido. Para ello científicos de la Universidad Tecnológica de Lodz, Polonia, han creado una cera que recubre la superficie del tejido y no altera la estructura interna del mismo. De este modo el agua no se filtra entre las fibras.

[av_video src=’https://www.youtube.com/watch?v=PAdRkZw6Vyo’ format=’16-9′ width=’16’ height=’9′ custom_class=» av_uid=’av-3wo891′]

El antical estándar utilizado por Mundilite es un tratamiento hidrófobo aplicado a temperatura ambiente. Con él lograrás que la limpieza de tu mampara resulte más fácil.

Otra alternativa sería un recubrimiento compuesto en su base por óxido de silicio, sin ceras, siliconas u óleos, como el de Nano4GlassCeramic. Como los tratamientos estándar, su función es repeler los líquidos y las incrustaciones. Se trata de un producto antibacteriano, resistente a altas temperaturas y al hielo, además de proteger contra los rayos solares UV. Con él ahorrarás de un modo ecológico, puesto que necesitas menos cantidad de agua y de productos de limpieza para el mantenimiento de tu mampara. Además su durabilidad se puede prolongar en el tiempo si se aplica correctamente.

PowerClean es un tratamiento súper hidrófobo desarrollado por Mundilite con el que se ha logrado crear una lámina invisible, rellenando así la superficie del vidrio de la mampara. De este modo, se evita en gran medida las incrustaciones calcáreas y de otro tipo. Para prolongar la durabilidad del tratamiento, así como para una mayor y eficaz adherencia a la superficie vidriosa, el producto es aplicado a elevadas temperaturas. Con PowerClean conseguirás una limpieza fácil además de ser la envidia de tus huéspedes.

Consejos prácticos para la limpieza habitual de tu mampara

Partimos de la base de que una mampara de ducha se compone de distintos materiales como el vidrio, el plástico o el aluminio. Puedes realizar una limpieza específica para cada uno de ellos, teniendo siempre presente el jabón neutro como elemento común e indispensable.

En el caso que tu mampara sea de vidrio o acrílica, los geles y jabones neutros son los más aconsejables. ¡No utilices estropajos o paños abrasivos puedes dañarla!

Aclara la mampara con agua bien fría,  barriendo así las incrustaciones en la superficie. Por el contrario, si empleas agua caliente, una vez ésta se haya evaporado las fijaciones permanecerán.

En el caso que sigan presentes sustancias de cal o de otro tipo, se recomienda usar zumo de limón o bien ácido acético (vinagre) diluidos en agua. Repite la operación en caso necesario, y déjalo actuar unos minutos antes de aclarar con agua fría. ¡Sin duda alguna la mampara estará como recién estrenada! Si después de la instalación de la mampara quedase alguna mancha de grasa en el vidrio, emplea un gel o jabón neutro para limpiarla.

Otra de las preocupaciones que suele haber es cómo limpiar los perfiles de aluminio para ello  prueba con un limpiador suave específico para este material. Además, si tu mampara tiene guía de auto limpieza o si no lleva perfiles inferiores, esto facilitará la limpieza. Por otro lado, lubricando los rodamientos alargarás la vida útil de los mismos, evitando así comprar piezas de recambio. ¡Ahorrarás seguro!

Recordarte que a medida que vayas utilizando la ducha, la efectividad del tratamiento antical original puede disminuir. De ser este tu caso, Mundilite pone a tu disposición un tratamiento anti cal estándar para aplicar a modo de recordatorio.

La mayoría de los materiales hidrófobos actuales se basan en recubrimientos químicos. Por otro lado científicos de la Universidad de Rochester, Nueva York, han desarrollado una técnica láser que crea micro y nano-estructuras para otorgar a los metales nuevas propiedades. Por el momento se ha probado en la superficie de placas de titanio, platino y latón. Quizás en el futuro se aplique a superficies vidriosas. En el siguiente link puedes ver una demostración de los resultados de este láser.

[av_video src=’https://www.youtube.com/watch?v=FLegmQ8_dHg’ format=’16-9′ width=’16’ height=’9′ custom_class=» av_uid=’av-20adph’]

Quizá a raíz de este post hayas descubierto porqué tu mampara está sucia aunque la limpies  todos los días de  la semana. ¡Y mira que es de exagerar! Intenta sobrevivir con estos consejos hasta que decidas cambiarla y ahorra en productos y en tiempo con Mundilite.

About the author

Leave a Reply

logo blog
unión-europea
generalitat-valenciana
logo ivace
pinterest-p google-plus facebook twitter price-tag